Wixárikas exigen a Calderón moratoria inmediata a concesiones mineras

16 de febrero de 2012
Arturo Jiménez
Representantes de ese pueblo se reunieron en el Museo Nacional de Culturas Populares
El gobierno federal debe cancelar de manera definitiva los proyectos que se desarrollan en sus territorios sagrados, reclaman

Difundirán documento el Día Internacional de la Lengua Materna

Artistas y representantes del pueblo wixárika (huichol), apoyados por organizaciones sociales, académicos y funcionarios culturales, exigieron al gobierno federal, encabezado por el presidente Felipe Calderón, que declare una moratoria inmediata y, posteriormente, la cancelación definitiva de todas las concesiones de los proyectos mineros en Wirikuta y demás territorios sagrados en San Luis Potosí y otros tres estados (Jalisco, Nayarit y Durango).

En un documento previo, cuyos detalles son afinados y que se dará a conocer de manera definitiva el 21 de febrero, Día Internacional de la Lengua Materna, se demanda también al Congreso de la Unión crear una comisión que dé seguimiento tanto a este problema de los wixaritari (plural de wixárika) como a otras afectaciones de empresas mineras en diversos pueblos indígenas de México.

El documento resume el consenso del Seminario Ritualidad y creación artística en la cosmogonía wixárika: El caso Wirikuta, convocado por la Dirección General de Culturas Populares (DGCP) del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, y realizado este martes y miércoles en el Museo Nacional de Culturas Populares.

El texto definitivo será dirigido a varias secretarías y dependencias del gobierno federal, así como a la Suprema Corte de Justicia, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

En el documento, leído como previo por el poeta mazateco Juan Gregorio Regino, director de Desarrollo Intercultural de la DGCP, se apunta además, desde la perspectiva de los wixaritari que acudieron al seminario:

Agradecemos la valiosa participación de las ONG nacionales e internacionales, pero el pueblo wixárika reitera que solamente a nosotros compete la toma de decisiones para definir nuestro patrimonio y la protección de nuestro territorio y cultura.

Durante el segundo y último día del seminario, y mediante fotos satelitales y mapas, se desmintieron las afirmaciones de representantes de la minera canadiense First Majestic Silver de que las excavaciones no afectan el cerro sagrado de El Quemado (donde se originó el universo), parte de Wirikuta, territorio ubicado en la sierra de Real de Catorce, San Luis Potosí. También es afectado el Cerro Grande, de igual modo sagrado, señalaron.

Es como si se quisiera destruir la Basílica de Guadalupe, lugar fundamental de los creyentes católicos, agregaron para ejemplificar la importancia de Wirikuta, declarado por la Unesco uno de los 14 sitios naturales sagrados del mundo.

Recordaron que Wirikuta se encuentra en una zona del desierto de Chihuahua que fue declarada oficialmente área natural protegida. Agregaron que también resultan afectadas su flora y fauna y que ya son perceptibles la deforestación y desertificación, tanto por la actividad minera que busca oro y plata como por las agroindustrias de la región.

Denunciaron además la contaminación con antimonio, arsénico y otras sustancias de mantos freáticos y manantiales, lo cual afecta sobre todo a las comunidades vecinas que de ellos se abastecen. Refirieron casos de afectación de animales y plantas, e incluso de campesinos que han trabajado en las empresas mineras.


Publicado el: 20 febrero 2012
Categorias: Mexico
Conflictos Relacionados: