Venta que no benefició al Perú

boyavar.jpgOmar Mariluz y Magda Quispe.
Fisco dejó de recaudar us$ 112 milones por la venta de acciones de Bayóvar. Roger Agnelly, presidente de la minera brasileña que extraerá el fosfato en Bayóvar, aseguró que la transacción en otro país es normal. Bayóvar es ya una realidad.

La minera de capitales brasileños Vale Perú inició el jueves sus operaciones en Bayóvar, en el desierto de Sechura, de donde extraerá roca fosfórica.

El presidente de la República, Alan García Pérez, asistió el jueves a la ceremonia y dio el bocinazo inicial a este proyecto de extracción.

Sin embargo, hay una historia detrás de la venta de las acciones en la que una vez más sale perjudicado el Perú. Y es que la brasileña Vale Do Río Doce, hizo la transacción  de venta del 60% de sus acciones a las empresas Mosaic y Mitsui en Holanda, y no en la tierra del chifle que ahora la acoge.

En consecuencia, Vale Do Rio Doce pagó el impuesto en el extranjero y no en el Estado peruano por lo que se dejó de percibir el impuesto a las ganancias de capital, que ascenderían a US$ 112 millones.

“Es un procedimiento normal”

El presidente de la minera, Roger Agnelly, aseguró que gran parte de las inversiones externas de Vale se centralizan en un lugar específico, ya que de esa manera se facilita enormemente la contabilidad y el control de la empresa.  Anotó que se trata de un procedimiento normal  entre las compañías.

“Es por eso que la mayor parte de las empresas que tienen inversiones en otras  partes del mundo buscan ese tipo de situación”, comentó el presidente de la minera de roca fosfórica durante la conferencia de prensa tras la inauguración de la planta en Bayóvar.

Cabe indicar que el pasado 7 de julio la brasileña Vale do Rio Doce vendió el 60% de las acciones del proyecto Bayóvar por US$ 660 millones a la estadounidense Mosaic (US$ 385 millones, el 35%) y Mitsui (US$ 275 millones, el 25%).

La nueva empresa se llama MVM Resources International B.V. y se constituyó en los Países Bajos, al parecer porque el impuesto a la renta para las empresas con denominación B.V. (de responsabilidad limitada) es de 25.5% en Holanda, mientras que en Brasil es 34% y en el Perú 30%.

 

Sospechosa demora

La pérdida para el fisco peruano es evidente y ello por la lentitud del Congreso. Y es que el Legislativo aún tiene en el tintero el Proyecto de Ley 3092, presentado en abril del 2009 por el Ejecutivo, que establece que toda venta de empresas privadas peruanas que se realicen en el extranjero deben pagar el impuesto a la ganancia de capital en el Perú, porque la renta proviene de una fuente peruana.

Pero como el proyecto aún no ha visto la luz, el fisco dejó de recaudar en los últimos cinco años más de US$ 2 mil millones (se incluye el caso de Vale).

Urge que proyecto se apruebe Jorge Manco Zaconetti, investigador de la UNMSM, consideró urgente y necesario que este proyecto se apruebe antes de que finalice este gobierno por los grandes montos que el país está dejando de recaudar.

Asimismo, el economista Armando Mendoza afirmó que la aprobación de este proyecto es indispensable para aumentar los ingresos del país con la finalidad de contar con los recursos suficientes para mejorar los servicios sociales y de infraestructura.

PRECISIONES

Privados. “El gobierno no quiere meterse con las empresas privadas.  Se sienten mayordomos de la inversión extranjera, es como un dogma de fe hacia el inversionista extranjero”, afirmó el congresista Víctor Andrés García Belaunde.

Prioridad. “El propio gobierno no hace caso a un proyecto propuesto por uno de sus ex ministros. Aquí el presidente García debería mostrar su protagonismo para aprobarlo al igual que otros proyectos”, dijo Jorge Manco Z.

 

Se suman otras pérdidas al  fisco

Hay casos similares de ventas de empresas que se realizaron en el exterior que no pagaron el impuesto a la ganancia de capital en el país. Tal es el conocido caso de la venta de PetroTech Peruana, en febrero del 2009 en EEUU, al consorcio formado por Ecopetrol, de Colombia y National Oil Corporation de Corea, por US$ 900 millones. Por la transacción, no se recaudaron US$ 300 millones.

En enero del 2008, la petrolera francesa Perenco compró a Barrett la licencia del Lote 67, por US$ 500 millones. Mientras que el 5 de febrero del 2007, la empresa china Zijin compró Majaz a la inglesa Monterrico Metals por US$ 179 millones y el país dejó de recaudar US$ 60 millones.

El 22 de agosto del 2007, Chinalco compró Toromocho a la canadiense Perú Copper por US$ 792 millones y el fisco dejó de recaudar US$ 240 millones por ese concepto.

 

www.larepublica.pe


Publicado el: 11 Agosto 2010
Categorias: Perú
Conflictos Relacionados: