Una tragedia minera deja veinte muertos y seis heridos

26 de enero 2011
Bogotá – Veinte mineros murieron hoy y otros seis resultaron heridos por una explosión por acumulación de gas en un yacimiento de carbón del noreste de Colombia, país en el que unas 130 personas han fallecido en el último año en accidentes en minas, según fuentes oficiales.

Los cuerpos de 15 de los fallecidos permanecen aún dentro de la mina, informó a Efe Marisa Fernández, funcionaria del estatal Instituto de Geología y Minería (Ingeominas) en el departamento de Norte de Santander (noreste), donde está el yacimiento.

Los cadáveres de otras cuatro víctimas fueron hallados en la superficie y ya fueron rescatados, mientras que otro minero que había resultado herido falleció cuando era trasladado a un centro hospitalario, indicó Fernández.

La explosión, provocada al parecer por una acumulación de gas metano, se produjo sobre las 07.00 hora local (12.00 GMT) en la mina de carbón La Preciosa, situada en San Roque, un paraje montañoso cercano a la localidad de Sardinata, en Norte de Santander.

Los seis heridos fueron evacuados en helicópteros a hospitales de municipios aledaños y de Cúcuta, la capital regional.

Hace cuatro años la misma mina, que opera legalmente, sufrió un accidente similar que dejó una treintena de muertos. “Fue muy duro, hubo muchísimo humo y un estruendo inmenso”, relató a Caracol Televisión un testigo de la explosión, quien reveló que su cuñado es uno de los fallecidos.

Por su parte, el coronel Fernando Sandoval, de la Defensa Civil de Norte de Santander, indicó a los periodistas que se presume que la explosión se produjo “por acumulación de gas metano que se va creando dentro de las cavernas” de la mina.

Tras ventilar los accesos al yacimiento, personal de Ingeominas, Cruz Roja, Policía y Ejército trabaja ya en el rescate de los cadáveres que siguen atrapados, una tarea que podría prolongarse hasta mañana, anotó Fernández a Efe.

Está previsto que esta misma tarde lleguen al lugar el ministro de Minas y Energía, Carlos Rodado, y el director de Ingeominas, Andrés Ruiz, para supervisar las labores de rescate.

La mina La Preciosa registró otra explosión similar a la de hoy, también por acumulación de gases, en octubre del año pasado que provocó la muerte de seis trabajadores.

Además, según Caracol Radio, en los últimos días dos mineros perecieron por asfixia en sendas minas del departamento de Boyacá, también en el noreste del país.

En el último año, más de 130 personas han fallecido como consecuencia de accidentes en minas colombianas, según datos difundidos hoy por Ingeominas.

La peor tragedia minera de los últimos años ocurrió en junio de 2010 en un yacimiento de carbón de Amagá, en Antioquia (noroeste), donde una explosión sepultó en un túnel a más de 160 trabajadores, de los que 90 lograron salir y 73 murieron.

Muchos de los accidentes ocurridos en minas colombianas se producen en las que funcionan de forma ilegal, que son unas 3.000 repartidas en 18 departamentos, de acuerdo con el Gobierno, que prevé irlas cerrando paulatinamente hasta 2013.

Las autoridades colombianas clausuraron en los últimos cuatro meses 56 minas ilegales de explotación de oro y capturaron a 573 personas, según un informe de la Policía Nacional difundido el pasado 17 de enero.

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, denunció recientemente que la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) se financian en parte con la explotación ilegal de oro e incluso pagan cargamentos de armas con los recursos que obtienen de esa actividad.


Publicado el: 29 enero 2011
Categorias: Colombia
Conflictos Relacionados: