Empresa canadiense se declara lista para explotar playas de la costa sur

La empresa canadiense G4G Resources Ltd ha realizado actualizaciones informativas sobre la situación de la exploración del proyecto “Playas de Hierro de Guatemala”, mientras que en el país se inician las críticas a esta concesión.
Según el comunicado que la empresa ha colocado en su página Web, dice que con el objetivo de identificar prospectos de áreas de la licencia costera, “la compañía realizó muestreos en el área empezando cerca del Puerto de San José, Guatemala, extendiéndose aproximadamente 68 kilómetros hacia el oeste”. El muestreo de perforación fue realizado en la línea costera con espacios de un kilómetro, según el documento, y habría incluido muestras en el mismo procedimiento, pero del suelo marino en distancias paralelas a la costa.

Todo el material extraído fue enviado para ser examinado a distintos laboratorios, principalmente los ubicados en Vancouver, Canadá. Como “alentadores”, calificó Basil Botha, presidente y CEO de la empresa, el resultado de las muestras las cuales comparó con otras experiencias exitosas en arena con la riqueza existente en los 250 kilómetros de la concesión con la que fueron beneficiados por el gobierno “socialdemócrata” de Colom

Datos proporcionados por conocedores, indican que la exploración que abre las puertas a la explotación de la arena guatemalteca, permite la explotación de titanio como el negocio principal sobre la explotación de hierro.

Según la información, el tratamiento posexplotación del hierro, permite que por una tonelada de hierro que se extrae, se obtengan 200 libras de titanio. Una tonelada de hierro tiene un precio en el mercado que oscila entre los US$225 a los US$270; la libra de titanio se puede vender entre los US$20 y US$22 por lo que las 200 libras pueden representar entre 4 mil y 4 mil 400 dólares.

Esto podría implicar que el objetivo principal es la explotación del titanio, utilizando el hierro como el referente de valor. Fuentes que conocen de este tipo de explotación comentan que puede ser que la o las empresas beneficiadas, reporten únicamente el valor del hierro para hacer el aporte al Estado sobre esa cantidad que es mínima.

“Si es 1% del total explotado lo que queda para Guatemala, y a eso sumamos que solo se dará lo correspondiente al hierro, quiere decir que estamos prácticamente regalando toda la explotación de hierro, pero a la vez se otorga absolutamente todo lo que entre por la explotación de titanio”, dijo una fuente del Ministerio de Energía y Minas que pidió el anonimato.

Este tipo de acuerdo “permite el cumplimiento técnico de explotación y dentro de esa concesión se estaría cumpliendo con los parámetros legales de 1% del total de ingreso financiero pero solo sobre lo que deja el hierro. Pero es evidentemente, una maniobra que se presta para la explotación de un elemento mucho más interesante por su precio de mercado como lo es el titanio”, informó.

Antecedentes ambientales

Guatemala ha enfrentado recientemente dos temas ambientales que han generado gran polémica con grupos organizados contra las autoridades.

Por un lado, se tiene el proyecto de explotación minera en el área de San Marcos, donde se ha calificado con estudios científicos que la Mina Marlin sería responsable de contaminación de aguas y suelos. En esta concesión, se ha contado con la oposición permanente de pobladores, sectores como la Iglesia Católica y ONG, llegándose a solicitar la cancelación de la licencia de parte de las autoridades.

Se presume que el ex Ministro, Carlos Meany Valerio, renunció a su puesto por no estar de acuerdo en la cancelación de la licencia de explotación a la minera.

El otro tema ha sido el de la concesión a la empresa Perenco por exploración y explotación petrolera en la región norte y nororiental del país. En este caso, la Corte de Constitucionalidad ha recibido varios recursos en contra del contrato firmado con el Estado de Guatemala.

Con G4G, el ministro Meany dejó el contrato firmado y actualmente se encuentra en la etapa de exploración para identificar las áreas correctas para poder proceder con la explotación y comercialización del producto.

Reacciones

Yuri Melini, del Centro de Acción Legal Ambiental y Social (CALAS), comenta que el MEM incurrió en una violación a la resolución 14-91-2007 de la Corte de Constitucionalidad (CC) porque no se pueden otorgar licencias que realicen perforaciones, pero este tipo de exploración conlleva profundidad, lo cual está prohibido a raíz de la sentencia de la Corte.

Indica que debido a la resistencia que las comunidades están presentando puede darse un conflicto social innecesario en las zonas donde se pretende realizar está exploración. Lamentamos la irresponsabilidad de este Gobierno, en el sentido de fomentar este tipo de acciones que vienen a fomentar más conflictividad y sobre todo, nos preocupa el clientelismo, la minería no es un factor económico para el desarrollo de este país.

Guisepe Calvinisti, vocero presidencial, comenta que hasta el momento sólo se han entregado licencias de exploración, no de explotación, “solo se entregaron las licencias que estaban pendientes; el señor Presidente está consciente del problema ambiental con la explotación minera en el país y dejó de entregar licencias de explotación para salvaguardar el medio ambiente y las comunidades del país.”

Menciona que no deben de darse perforaciones en la arena, de suceder esto las comunidades son las que deben velar por señalar estas violaciones.

Lo más sano y prudente sería establecer una mesa de diálogo entre el Ejecutivo y las comunidades de esa región”, expresó.


Publicado el: 23 septiembre 2010
Categorias: Guatemala
Conflictos Relacionados: