Acerías enfrentan más costos por inundación Australia

James Regan y Rebekah Kebede
4 de enero 2011
SIDNEY – Los precios al contado del carbón de coque subieron cerca de un 10 por ciento en un mes y apuntan a aumentar aún más, a medida que las acerías australianas salen en busca de provisiones para cubrir las pérdidas de producción ocasionadas por las inundaciones en Australia.
Más de dos meses de lluvias torrenciales en el estado australiano de Queensland, el mayor exportador mundial de carbón para la producción de acero, dejaron inoperables a las líneas de ferrocarriles y casi paralizaron a los puertos de carbón.

Los precios al contado del carbón de coque rondan los 250 dólares por tonelada, según analistas y operadores, lo que implica un incremento de más del 10 por ciento frente a los 225 dólares FOB referenciales de la industria negociados entre las acerías japonesas y la minera BHP Billiton para el primer trimestre del 2011.

La presión para hacerse de carbón se espera que impulse los precios al contado a cerca de 300 dólares por tonelada en las próximas semanas, un nivel no visto desde las inundaciones australianas del 2008, lo que ayudaría a productores no australianos como la firma indonesia PT Borneo Lumbung Energi (BORN.JK: Cotización) y la estadounidense Consol Energy (CVX.N: Cotización).

“El 90 por ciento del sector de carbón metalúrgico de Queensland está paralizado en estos momentos”, dijo Andrew Harrington, analista de Patersons Securities.

Australia exportó 159 millones de toneladas de carbón de coque en el 2010, cerca de dos tercios del total mundial, según datos preliminares.

Las aguas están al fin empezando a ceder en Bowen Basin, una región clave productora de carbón, pero siguen elevadas, según la Oficina Meteorológica de Australia.

Las declaraciones de fuerza mayor de las mineras de carbón aún no se han levantado y las inundaciones han afectado una capacidad de producción de 60 millones de toneladas.

“La última vez el carbón de coque subió de 100 dólares (por tonelada) a 300 dólares y esta vez el panorama parece peor”, dijo Harrington.

“Las lluvias llegaron mucho antes y las inundaciones son mucho más amplias, por lo que existe la posibilidad de que la interrupción sea más prolongada”, agregó.

El salto en los precios al contado llevaría a un incremento de los valores en los contratos en el segundo trimestre, ya que se basan en el promedio de los precios al contado en los últimos tres meses.

“El mercado ya estaba ajustado, por lo que las cosas sólo pueden ir en un sentido”, dijo Grant Craighead, gerente de Stock Resource.

“El precio subirá y las siderúrgicas saldrán a buscar carbón de coque donde puedan”, agregó.

(Reporte adicional de Fayen Wong en Shanghái, Yuko Inoue en Tokio, Lin Miaojung en Taipei, Neil Chatterjee y Fitri Wulandari en Yakarta y Tom Miles en Pekín; Editado en español por Juan José Lagorio)


Publicado el: 5 Enero 2011
Categorias: Internacional
Conflictos Relacionados: