Mina agravaría desabasto de agua en región de Alto Lucero, dice investigadora del Colver

24 de Febrero de 2012
Eirinet Gómez
La presencia de la mina Caballo Blanco en el Cerro de la Paila -ubicado entre los límites de Actopan y Alto Lucero- podría agravar los problemas para el abasto de agua que padecen los pobladores de la región, dijo la investigadora del Colegio de Veracruz (Colver), Laura Celina Ruelas Monjardín.

En un estudio reciente encabezado por ella se detectó que hay 20 comunidades que padecen graves problemas de disponibilidad de agua, porque en esa zona escasean los cuerpos de agua dulce a nivel superficial. El único yacimiento en una subcuenca de La Mancha, y no es suficiente para atender el consumo doméstico de los pobladores.

“Esa zona tiene muchos problemas de disponibilidad de agua, los cuerpos de agua superficiales son muy escasos. El único cuerpo de agua dulce que existe ahí es la laguna de El Farallón, que, de acuerdo con estudios de la CFE en el 2000, corre el riesgo de secarse si se continúa bajo el mismo ritmo de extracción de agua.

Cuestionada sobre las alternativas que ofrece la empresa canadiense GoldGroup de establecer pozos profundos para abastecer sus necesidades de agua y compartir el beneficio con la población, Ruelas Monjardín se mostró desconfiada.

“El problema del agua subterránea en esa zona es que los pozos profundos no son eficientes porque los yacimiento de agua son muy pequeños y la recarga del acuífero es inferior a la demanda que hay en la zona”.

Como ejemplo de la irregularidad de los yacimientos de agua que se observan en la zona citó la laguna de El Llano, que está continua al Farallón. Esa laguna recurrentemente se seca, y una de las causas que explican esto es la gran extracción de agua para uso doméstico.

“En las comunidades de Tinajitas y Palmas de Abajo se han hecho pozos profundos; han funcionado por un tiempo muy breve y luego han quedado abatidos”.

Consideró que si además de las necesidades existentes hay dificultades para abastecerse de agua dulce, con la llegada de una mina a cielo abierto -éstas tienen una gran demanda de agua en sus procesos de producción- el problema se profundizará más.

Opinó que no debe aceptarse la mina Caballo Blanco en esa región, y en lugar de este tipo de inversiones debe impulsarse un proyecto ecoturístico, que sea amigable con el entorno.

Si consideramos que la mina requiere grandes cantidades de agua, y tiene un manejo de sustancias tóxicas como el cianuro, que podría entrar en contacto con los mantos acuíferos de la región, se está comprometiendo el futuro de los habitantes de la zona.


Publicado el: 27 Febrero 2012
Categorias: Mexico
Conflictos Relacionados: