images-stories-100_2623.resized-238x317
Colombia

Agua antes que Oro: Miles marchan en defensa del Páramo de Santurbán

images-stories-100_2623.resized-238x317CENSAT Agua Viva – Amigos de la Tierra – Colombia   
Viernes 25 de Febrero de 2011 09:05
Con pancartas y camisetas alusivas a la defensa del agua y los páramos, cerca de 40 mil personas marcharon en la tarde del 25 de febrero en la ciudad de Bucaramanga, para exigir sea negada la licencia a la empresa canadiense GreyStar para la explotación de oro en el Páramo de Santurbán.

http://caracoltv.com/noticias/nacion/video-208731-con-marchas-piden-no-se-autorice-explotacion-de-oro-paramo-de-santurban

Una contundente expresión de rechazo a la contaminación de las aguas y a la injerencia del capital trasnacional en el país dieron esta tarde los bumangueses, quienes en una colorida jornada caminaron en la capital santandereana, partiendo de dos puntos de la ciudad para luego juntarse en un gran río de miles de personas que arribaron a la Gobernación, cuya plazoleta se llenó completamente, no solamente por los manifestantes sino por sus voces que reclaman de las autoridades ambientales y del gobierno nacional el compromiso de protección de uno de los bienes naturales más importantes del país, el Páramo de Santurbán y sus aguas.

Es de resaltar que la multitudinaria marcha convocó a diversos sectores de la sociedad -ambientalistas, estudiantes, sindicatos, maestros, entre otros- dando muestra de la claridad que existe en la población por proteger los bienes comunes, principalmente el agua de la que dependen alrededor de dos millones de personas en los departamentos de Santander y Norte de Santander, frente a los supuestos beneficios de la explotación del oro, vuya inviabilidad  ha sido probada  

a todas luces  

su inviabilidad, tanto por las afectaciones ambientales como por las consecuencias culturales y su agresión a la soberanía de los pueblos.

100_2633.resized

La simultaneidad del rechazo a la minería que se ha dado en esta jornada (pues además de la movilización en Bucaramanga se realizarón otras en Cucutá, Pamplona, Cartagena y Bogotá), hace manifiesta la voluntad popular general para evitar a toda costa que el país sea destruido por la economía extractiva, considerada por el gobierno como el motor de desarrollo nacional, pero además vuelve a poner sobre la mesa la necesidad de buscar soluciones de fondo frente a la flexibilización de las normas ambientales para garantizar la apropiación de la naturaleza por parte del capital corporativo.

100_2642.resizedRecordemos que iniciativas como el Referendo por el Agua intentaron hacer de la Constitución Política de Colombia una garantía para evitar la destrucción de los ecosistemas esenciales que regulan el ciclo hidrológico, como en el caso de los páramos, que hoy son codiciados por su riqueza mineral. A pesar del rechazo que iniciativas como el Referendo han tenido por parte del Ejecutivo colombiano, buscando perpetuar las garantías de acumulación a sus patrones corporativos, las manifestaciones de hoy hacen absoluta claridad en que las y los colombianos continúan y continuarán articulando sus esfuerzos en la defensa de las aguas y el patrimonio ambiental.

El ejemplo dado hoy por el pueblo santandereano y el apoyo entregado desde ciudades como Cucutá y Bogotá alienta la lucha de millones de personas que hoy son objeto de agresiones sistemáticas que configuran la imposición de megaproyectos a lo largo y ancho del país; y, a pesar de la retórica trasnacional, como en el caso de la explotación de oro en Santurbán, según la cual sus teconologizados sistemas extractivos no generarán afectaciones al ambiente, las comunidades urbanas y rurales comprenden plenamete que las aguas son el futuro y la garantía de vida de las generaciones presente y venideras y, por tanto, seguirán hermanando esfuerzos y enfrentando la codicia y la destrucción del colonialismo extractivo.

Marcha y plantón en Bogotá

Centenares de trabajadores asociados en Sintraemsdes marcharon el mismo viernes 25 de febrero, desde las instalaciones de las oficinas Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá hasta el Ministerio de Ambiente para exigir a esta entidad, negar la licencia ambiental al proyecto aurífero Angostura que adelanta Greystar, por considerar que esta megamina a cielo abierto pondría en riesgo el derecho al agua de más de dos millones de habitantes de municipios de Santander y Norte de Santander.

alt

Otros cientos de manifestantes esperaban frente al Ministerio gritando como una sóla voz: “Nuestro Verdadero Dorado es el Agua”. De manera creativa, grupos de jóvenes del proceso Territorio Sur, en un gran río humano decían “no le saque la piedra al río”, “no le saque la piedra a la montaña”. Ellas y ellos saben bien lo que es la minería a cielo abierto, la han sufrido en el sur de Bogotá con el parque minero, que operan Cemex, Holcim y la Fundación San Antonio. De esta manera, se solidarizaron con el pueblo santandereano.

Los cientos de participantes, entre los que se encontraban ambientalistas, artistas, grupos juveniles, organizaciones sociales, campesinas, de trabajadores, de estudiantes, indígenas, sindicales y ciudadanos del común preocupados por esta causa, criticaron la política minera del país y exigieron justicia ambiental, rechazando la minería en los páramos de Colombia. El proyecto aurífero Angostura de la GreyStar, podría destruir más de 6 mil hectáreas del páramo de Santurbán, lo que implicaría la pérdida irreversible de las fuentes que abastecen de agua a 23 municipios del Gran Santander, y contaminar sus agua con tóxicos como el cianuro y el arsénico contenido en la roca.

El poeta bogotano Natanael, compartió su poema “La codicia”, que comenzaba diciendo “el oro bien apoderado, con buen veneno enaltecido, belle mercurio bello cianuro bellas retroexcavadoras, que ciegan los ojos con su fulgor de santo”, justo antes de que el actor Diego Vásquez, nos recordara que los páramos le dan agua al 70% de la población colombiana y que “todo el  oro que tienen nuestras montañas, no es más valioso que nuestras montañas”.

Como cierre de la jornada, se entregaron 6.252 firmas que respaldan la petición de negar la licencia ambiental que solicita GreyStar.

“San Turbán”, el patrono de las aguas puras, al retiro de los manifestantes bañó con aguas lluvias el Ministerio de Ambiente, como haciendo una “limpia” para que sus funcionarios tomen la mejor decisión, la que esperamos todas y todos los colombianos y las colombianas, negar la licenia del proyecto Angostura y no permitir nunca más la actividada minera en alta montaña.