ABRUMADOR NO A LA MINERIA

Lunes, 17 de Septiembre 2007

Milagros Salazar, Javier Cobeñas
http://www.larepublica.com.pe

Las denuncias del premier Jorge del Castillo se estrellaron contra la pared. La consulta vecinal convocada por tres distritos de las alturas de Piura para que la población se pronuncie sobre la actividad minera se desarrolló sin hechos de violencia ni amenazas. En medio de un escenario de tranquilidad, se impuso el "No" a la actividad minera en rechazo al proyecto Río Blanco de Majaz.

Según los resultados oficiales, en el distrito de El Carmen de la Frontera el 93 por ciento de los 3, 053 electores que acudieron a las urnas votó por el "No" (2, 825 votantes) mientras que 73 ciudadanos marcaron la opción del "Sí". Apenas se registraron 48 votos en blanco y 107 nulos. En Ayabaca el "No" venció por un abrumador 93.4% mientras que en Pacaipampa el porcentaje del "No" ascendió a 97 por ciento.

Masiva concurrencia

De los más de 31 mil votantes que existen en los distritos de Ayabaca, Pacaipampa y El Carmen de la Frontera, aproximadamente el 60 por ciento acudió a los centros de votación a pesar de que la consulta no tiene efecto vinculante ni tampoco estuvo a cargo de los organismos electorales.  El carácter de ilegalidad con el que el gobierno central intentó desacreditar este mecanismo de participación ciudadana importó poco a los pobladores de esta parte del país: la concurrencia fue masiva. De esta manera las comunidades del Alto Piura les siguieron los pasos a los agricultores de Tambogrande, que en junio de 2002 rechazaron las operaciones de la minera canadiense Manhattan. En esa oportunidad, el 98 por ciento eligió el "No". "Los resultados demuestran la conciencia cívica de los pobladores. Para ellos este sufragio no era obligatorio y vinieron desde muy lejos para expresar su voto", dijo Edith Pacheco, la coordinadora zonal del comité técnico de El Carmen de la Frontera.

Desde la víspera de la consulta miles de comuneros llegaron desde las alturas de Piura para contestar a la pregunta: "¿Esta usted de acuerdo con la actividad minera en su distrito?". Muchos de ellos realizaron caminatas de más de seis horas y durmieron en las plazas de los pueblos a la espera de que se abrieran los centros de votación. Antonio Reyes Laván, un rondero del caserío Río Blanco contiguo al proyecto minero de Majaz, caminó cerca de doce horas para marcar su voto.. "He venido por mi voluntad. No puede ser que una empresa nos invada sin respetar las reglas de la comunidad", dijo.

Su pueblo forma parte de los 44 caseríos de este distrito que cuenta con una población electoral de 5 mil 152 votantes, de los cuales ayer acudió a las urnas cerca del 60%. Bajo la custodia de los ronderos, desde las 6 de la mañana los comuneros formaron filas en el centro de votación.

A pesar de que el ingreso de los electores estaba programado para las 8 de la mañana en El Carmen de la Frontera se registró un retraso de una hora y veinte minutos debido a la ausencia del 55% de los miembros titulares de las 25 mesas de votación que debían instalarse en este distrito, informó Victoria Juárez, representante de Transparencia.

Los ausentes fueron reemplazados por voluntarios.

Volantes provocadores
En Ayabaca el escenario fue similar. En este distrito, que cuenta con más de 17 mil electores, cientos de votantes de 21 comunidades campesinas acudieron a sufragar al estadio "Pampa de Lobos", donde se empezó a atender desde las 8 y 26 de la mañana en 89 mesas.

Debido a que es el distrito con mayor población electoral y que se contaba con apenas seis técnicos, los organizadores demoraron en informar los resultados.

Pese a que no se registraron hechos de violencia, el presidente de la Federación Provincial de Rondas Campesinas de Ayabaca, Magdiel Carrión Pintado, denunció que en la carretera camino al distrito de Ayabaca (entre los sectores de Chanurá y Pingola) los comuneros encontraron volantes en los que se incentivaba a no asistir a la consulta con los siguientes argumentos: "Piura quiere inversión, no a la intervención comunista en Majaz, el comunismo que causó terror impide que la inversión privada llegue a nuestra región".

El volante aparece sin firma y en la misma línea que el presidente Alan García señala que las ONG que promueven la consulta "reciben a manos llenas dólares del extranjero lucrando con la pobreza de nuestro pueblo". En respuesta, Magdiel Carrión expresó que los resultados demuestran que los pobladores no quieren la explotación minera por considerarla peligrosa para las nacientes de los ríos. Negó cualquier tipo de manipulación.

Observadores
Más de 22 observadores internacionales de Ecuador, Bolivia, España, Alemania, Inglaterra, Canadá y Suiza participaron en la consulta así como 20 miembros de Transparencia.
Ralph Hoelmer, del Networld Institute for Global Democratization, expresó en Ayabaca que este proceso es legítimo porque lo convocó la municipalidad, que es parte del Estado. "Esto es bueno porque le permite a la gente opinar sobre su destino.

Estos casos democratizadores son pocos en el mundo", manifestó. Tres representantes de la Defensoría del Pueblo también se desplazaron a las zonas para registrar desde las afueras de los centros de votación las quejas de los electores como posibles amenazas contra pobladores para que acudan a sufragar.
Sin embargo, hasta el momento esta organización del Estado no ha reportado este tipo de denuncias que fueron advertidas el lunes 10 por el premier Jorge del Castillo.

Cinco congresistas del Partido Nacionalista del Perú (PNP) se sumaron a la caravana de visitantes. La parlamentaria piurana Marisol Espinoza destacó desde El Carmen de la Frontera "la vocación pacífica de las comunidades para expresarse y exigir que se respeten sus derechos como el de la propiedad.

Los que aquí han venido es porque están en contra de la injusticia", apuntó luego de asegurar que su bancada elaborará un informe sobre el desempeño del proceso.
Mientras que 200 efectivos policiales recorrían las calles de El Carmen de la Frontera y Ayabaca, más de 700 ronderos custodiaron los centros de votación.

Los hombres resguardaron el orden y las mujeres ronderas se encargaban de vigilar que no se consumiera alcohol antes del sufragio. "No deben ingresar a votar alcoholizados. Tiene que ser un voto consciente", manifestó una de ellas.

Después el diálogo
El economista José de Echave, miembro de la Mesa Técnica del caso Majaz, aseguró que la gran tarea después de la consulta es analizar qué está fallando en las concesiones mineras. "Este conflicto nos demuestra que hay errores en los mecanismos de participación ciudadana alrededor de las concesiones y la ausencia de una autoridad ambiental independiente", agregó.

La oportunidad de diálogo entre los actores del conflicto está abierta. El dirigente de Ayabaca Magdiel Carrión dijo que las comunidades campesinas están dispuestas a conversar con el premier Jorge del Castillo con los resultados de la consulta en la mano. "El diálogo lo seguiremos buscando, pero se deben respetar los derechos y las normas que rigen el país. No se deben atropellar los derechos de propiedad de los comuneros, ya que nosotros también tenemos el derecho de vivir y de decidir libremente nuestro modelo de desarrollo", expresó Carrión.

El dirigente está convencido de que Ayabaca no solo tiene que ofrecer minerales, sino también que puede convertirse en un pueblo pionero de la agricultura y la ganadería, y que por el momento se está exportando la panela granulada y café orgánico. El vicepresidente de la comunidad campesina de Segunda y Cajas de Huancabamba, Eusebio Guerrero, consideró que si se concreta el diálogo con el gobierno se exigirá que se respeten los resultados de la consulta.

Tanto el alcalde de la Municipalidad Provincial de Ayabaca, Humberto Marchena Villegas, como el del municipio de El Carmen de la Frontera, Ismael Huayama, manifestaron su interés en conversar con el Premier pero con presencia de los dirigentes campesinos. "En la mesa de diálogo se debe convocar no solo a los alcaldes, sino a las partes representativas de las organizaciones de la sociedad civil para juntos plantear alternativas de solución al problema que enfrentan", aseguró Marchena. La consulta abre un nuevo capítulo de este conflicto latente.

Minera Majaz realizó actividad paralela
En la zona Tres Acequias, a media hora de El Carmen de la Frontera, la minera Majaz financió una actividad deportiva con los pobladores de algunos caseríos que debían participar en la consulta vecinal. "La mina hace esos campeonatos para boicotearnos", aseguró el vicepresidente de la comunidad, Eusebio Guerrero.

La República llegó a la zona y pudo comprobar, según testimonios de los pobladores, que Majaz regaló un toro, carneros y costales de arroz y azúcar para los equipos ganadores. En Ayabaca, el ex titular de Energía y Minas Carlos Herrera Descalzi señaló que cuando el Estado no pone freno a una empresa que contamina, como sucede en La Oroya, se convierte en un error que se paga caro, porque la población pierde la confianza y se opone a la inversión minera.
Asimismo, dijo que el Ministerio de Energía y Minas se olvida de su rol fiscalizador y que ya es hora de crear un Ministerio del Medio Ambiente y del Desarrollo Sostenible.


Publicado el: 17 septiembre 2007
Categorias: Perú
Conflictos Relacionados: